Una pareja están probando nuevas maneras para conseguir llegar al orgasmo. Están cansados de sus relaciones sexuales habituales y quieren encontrar una nueva manera para poder devolver esa chispa tan especial a su relación. El tío ha aprovechado la ocasión para decirle que se pusiera a cuatro patas y así poder metérsela por el culo. Aunque ya al principio no le ha parecido una buena idea, al final ha reconocido que lo ha pasado en grande.