Un hombre ha tumbado a su mujer sobre la cama y le ha abierto bien su enrome culo. Será entonces cuando se saque su también grande polla y la penetre por detrás. En un primer momento a ella no le ha gustado demasiado, incluso le ha llegado a doler, sin embargo, mientras seguían follando han llegado a un punto en el que los dos han disfrutado como nunca lo habían hecho antes.