Chica rubia de origen británico le chupa el rabo a su novio mientras graba. Él está tumbado en la cama y ella se lleva la polla a la boca. Con una mano la agarra con cuidado y con la lengua va chupando solo la puntita. La muchacha no se la mete hasta el fondo, simplemente va introduciéndose la cabeza del pene y le va dando pequeñas chupaditas. Lo hace con extremada delicadeza, pero da bastante morbo verla chuparla de esa manera. Y al tío también parece gustarle mucho, aunque espera que ella se la trague hasta la garganta.