Un hombre le ha propuesto a su chica que si la podía grabar mientras la penetraba por detrás. Ella le ha dicho que si pero siempre y cuando no tenga que enseñar sus tetas. Lo primero que ha hecho es quitarse las braguitas y ponerle el culo al otro para que este le pueda llegar a meter la polla. Cuando se hayan cansado de esa postura se darán la vuelta y la mujer se abrirá bien de piernas