Este hombre acaba de cumplir los 30 años y su chica se la va a comer de una forma muy especial. Ha visto toda una gran cantidad de grabaciones a través de Internet para poder aprender de que manera tiene que mover la boca. En el momento en el que ha visto a su novio, se ha puesto de rodillas, le ha quitado la ropa y se la ha mamado como nunca antes se lo habían hecho. Ha llegado al orgasmo en un tiempo récord.