Un hombre ha podido convencer a su novia de practicar sexo anal aunque no ha sido fácil. Sin embargo, para poder preparar la situación, el tío necesita que se la puedan llegar a chupar durante un buen rato. Directamente se ha agarrado el pene y lo ha pasado por la boca de su novia. Después le ha metido los dedos por el coño y la polla por el culo a la vez.