Esta chica tiene mucho vicio y todas las mañanas, en el momento en el que su novio se despierta, lo que hace es ponerse su pene en la boca con el objetivo de poder hacerle una mamada que no olvide en su vida. Lo mejor de todo es que ve muchas grabaciones eróticas de forma habitual, por lo que la chupada que le hace cada día es mejor. Además, ella también se va a excitando mientras lo van haciendo, por lo que a veces hasta follan.